Logo de Cómo Limpiar.com

| autor:

Cómo limpiar y mantener en buen estado un sofá?

Palabras claves:

Nuestro sofá es uno de los que más sufre en nuestra casa, ya que está en permanente contacto con nuestra ropa, nuestras manos, la comida o bebida que podamos ingerir sobre él, nuestros animales y mismo con el aire.

Es por esto que para la conservación de tu sofá, es recomendable que lo mantengas lo más limpio posible todo el tiempo, ya que con esto extenderás su duración.

Hay muchas maneras de mantener limpio tu sofá, y a continuación te contamos algunas.

Vas a necesitar:

  • 1) Aspiradora.
  • 2) Cepillo de cerdas blandas.
  • 3) Agua.
  • 4) Jabón blanco para ropa.
  • 5) Esponja.
  • 6) Paño.
  • 7) Toalla.

Una forma de limpiar nuestro sofá es aspirar el polvo de la superficie para que no se acumule.

Puedes cepillarlo delicadamente utilizando un cepillo de cerdas blandas,tomando el cuidado de no frotarlo mucho.

Protege tus muebles alejándolos de estufas y radiadores y de otras fuentes de calor. Lo ideal sería colocarlos a una distancia de más de 50 cm.

Evita dejar los periódicos sobre la superficie del sofá. En muchos casos, como días húmedos, la tinta puede transferirse a la tela o el cuero.

Cuando tu sofá esté húmedo, evita frotarlo excesivamente y trata siempre que la tela o el cuero se ventilen naturalmente. Utiliza lo menos posible los secadores de pelo.

No coloques tu sofá a la luz directa del sol ni de las lámparas potentes. Aunque la mayoría de las telas y cueros tienen cierta resistencia a descolorarse, la exposición prolongada y directa al sol puede causar que los colores varíen.

La parte posterior y los apoyabrazos no son para sentarse. Tu propio peso o el impacto continuo o severo podrían dañar la estructura interior del sofá.

Para limpiar una mancha es recomendable que apliques el agente de limpieza en una parte no visible del sofá. Si la tela no presenta alteraciones, es el momento de utilizarlo en toda la mancha. Puedes utilizar una solución suave de jabón blanco para ropa diluido en agua. Aplica la solución sobre una esponja limpia y húmeda, luego limpia con movimientos circulares, desde el exterior hacia el interior de la mancha y deja ventilar naturalmente.

TIP: No utilices limpiadores abrasivos, jabón de tocador, lustradores de muebles o aceites, barniz, detergente u otros productos de limpieza, alcoholes o agua de amoniaco. El uso de detergentes para platos o detergentes similares no es lo ideal porque puede dejar restos del producto en la tela.

Ante un derrame de líquido, rápidamente trata de absorberlo con un paño limpio o una esponja sin frotar. En caso de necesidad, utiliza un poco de agua tibia sin empapar y limpia suavemente. Seca todo con una toalla limpia y déjalo ventilar.

| Imprimir Volver al sumario
Volver al sumario

Los artículos más...

Palabras claves

agua Baño Cepillo Cocina grasa limpiar limpieza madera mancha manchas pelo Piel Ropa tela vidrio

Seguinos en:

Logo Twitter Logo Facebook